Cosas básicas ante la lactancia (II)

lactancia-materna1

Seguimos con algunos consejos sobre una buena lactancia. Si podemos, debemos seguir con la dieta saludable que llevábamos cuando estábamos embarazadas, y tenemos que controlar las reacciones que tiene el bebé, ante el tipo y la cantidad de alimentos que tomamos. Este último paso debemos tenerlo en cuenta ya que algunos alimentos pueden provocar trastornos digestivos en el bebe, al interferir en la digestión. Otros alimentos son capaces de cambiar el sabor de la leche, como son el ajo o los espárragos. Incluso, algunos bebes no soportan este sabor y prefieren rechazar la leche. Debes evitar el café. El café produce una sensación de deshidratación en la madre, además, tanto el café, como el té o las bebidas de cola, pasa -de manera directa- a la leche de la madre. Si tomamos, para hacernos una idea, sobre 3 tazas pequeñas de dicha bebida al día, los efectos que van a provocar en el bebé van a ser los mismos que en los adultos, o sea, insomnio, irritabilidad o nerviosismo. También, debemos dejar a un lado el alcohol, ya que también pasa a la leche materna, aunque -eso sí- no en las mismas cantidades, que haya consumido la madre, sino en menor cantidad. Si tomamos un vaso de una bebida con alcohol, de vez en cuando, no va a haber ningún tipo de problemas. Eso sí, si el niño está expuesto, de manera diaria, podrá tener un desarrollo motriz, mucho más lento, que si estuviera expuesto a otras bebidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.